mercacei.cibeles.net
Edición 2015    15 de agosto de 2022

plagas

Un nuevo estudio científico, publicado en la Revista Ecosistemas de la Asociación Española de Ecología Terrestre (AEET), ha comprobado la viabilidad y efectividad de estrategias para el control biológico de la plaga por Prays oleae, más conocida como polilla del olivo.

Un grupo supraautonómico de investigadores, liderado por AINIA, desarrollará estrategias innovadoras y sostenibles de detección, control y tratamiento de dos de las enfermedades que atacan al olivo con mayor virulencia: la verticiliosis y la Xylella fastidosa. En concreto, se aplicarán tecnologías avanzadas como la teledetección hiperespectral y térmica, junto con sistemas de biocontrol más sostenibles y naturales, que reduzcan el empleo de los fitosanitarios químicos tradicionales.

Para conmemorar el Año Internacional de la Sanidad Vegetal (AISV) en 2020, la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA, por sus siglas en inglés) ha lanzado una página web en la que destaca el trabajo que este organismo está realizando para combatir las plagas de las plantas y protegerlas.

El proyecto LIFE Resilience, coordinado por la empresa Galpagro y en el que participa el grupo de investigación de "Recursos genéticos y mejora del olivo" de la Universidad de Córdoba (UCO), liderado por el catedrático de Producción Vegetal Diego Barranco, tiene como principal objetivo desarrollar ecosistemas resilientes en cultivos leñosos en sistema intensivo que sean resistentes a una posible infección a través de prácticas sostenibles y el desarrollo de nuevas variedades de olivo resistentes a la bacteria.

¿Cómo pueden los olivicultores preparar sus explotaciones para hacer frente al cambio climático? A través del programa europeo LIFE, una explotación siciliana aplica soluciones ecológicas para lidiar con las plagas y que sus olivares sean resistentes a las condiciones climáticas extremas.

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA) creará este año en Lugo el Laboratorio Nacional de Sanidad Vegetal, coincidiendo con la celebración durante 2020 del Año Internacional de la Sanidad Vegetal.

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) ha presentado el Año Internacional de la Sanidad Vegetal (AISV) de las Naciones Unidas en 2020, cuyo objetivo es concienciar a nivel mundial sobre cómo la protección de la salud de las plantas puede ayudar a erradicar el hambre, reducir la pobreza, proteger el medio ambiente e impulsar el desarrollo económico.

El departamento de I+D de Koppert España, en colaboración con la Universidad de Córdoba (UCO), ha puesto en marcha una serie de ensayos para determinar si es viable la producción industrial del hongo Metarhizium brunneum, un enemigo natural de la mosca del olivo. Este hongo, conocido desde el siglo XIX por su capacidad natural para regular poblaciones de insectos, "podría convertirse en el primer agente de control biológico contra esta importante plaga del olivar, que actualmente solo puede controlarse con agentes de control químico", según ha informado la empresa.

Las arañas (Araneae) y las tijeretas (Dermaptera) son los mejores candidatos como depredador de la mosca del olivo (Bactrocera oleae), según las pruebas de campo de una técnica basada en marcadores moleculares desarrollada por investigadores de la Universidad Complutense de Madrid (UCM) y del Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA).

La Sala Mudéjar del Rectorado de la Universidad de Córdoba (UCO) ha acogido recientemente la presentación del Libro Blanco de la Sanidad Vegetal en España, promovido y coordinado por la Asociación Española de Sanidad Vegetal (AESaVe) y coeditado con la Universidad de Córdoba, integrante del ceiA3. El acto ha contado con la participación del presidente del ceiA3 y rector de la UCO, José Carlos Gómez Villamandos; la presidenta de AESaVe, Arancha Gómez Garay; y los editores del libro Rafael M. Jiménez-Díaz y María Milagros López.

La Comisión Europea (CE) ha publicado una lista de 20 plagas cuarentenarias reguladas que se consideran como prioritarias, entre las que se encuentra la Xylella fastidiosa. Según el Ejecutivo comunitario, el impacto económico, medioambiental y social de estas plagas en el territorio de la UE es de máxima gravedad.

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía ha puesto en marcha una campaña para concienciar a la ciudadanía sobre el riesgo que supone para la agricultura la posible introducción o propagación de plagas en el territorio nacional por la circulación de determinados vegetales, como plantas y frutas, susceptibles de ser portadores de las mismas.

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación en funciones, Luis Planas, presidió ayer en Madrid las Conferencias Sectoriales de Agricultura y Desarrollo Rural y de Pesca en las que se asignó a las Comunidades Autónomas un total de 6.000.000 euros para la lucha contra plagas y enfermedades de los vegetales.

Madrid acogió los días 22 y 23 de enero una reunión técnica sobre el proyecto europeo Life Resilience, que busca desarrollar nuevas variedades de olivar resistentes a la Xylella fastidiosa y prácticas más sostenibles y productivas, para analizar las actividades realizadas hasta la fecha y las tareas a llevar a cabo en los próximos meses.

En el marco de la segunda jornada del 15º Symposium Nacional de Sanidad Vegetal, que se celebrará hasta hoy en Sevilla, Blanca Landa, investigadora del Instituto de Agricultura Sostenible de Córdoba del CSIC, destacó la importancia de la detección precoz para evitar la propagación de la Xylella fastidiosa y avanzó que se están desarrollando nuevos protocolos de vigilancia.