mercacei.cibeles.net
Bélgica confirma su primer caso de Xylella fastidiosa en olivos procedentes de España

Bélgica confirma su primer caso de Xylella fastidiosa en olivos procedentes de España

miércoles 17 de octubre de 2018, 11:50h
El pasado 27 de septiembre fue detectado por primera vez en Bélgica un brote de Xylella fastidiosa. Ocurrió en una empresa de Roeselare (Flandes Occidental) en olivos procedentes de España y de los cuales varios presentaban síntomas sospechosos, según ha informado la Agencia Federal para la Seguridad de la Cadena Alimentaria (AFSCA).
Algunas de las plantas todavía estaban presentes en la empresa, mientras que otras se habían vendido a diversas compañías y centros de jardinería.

Todas las plantas contaminadas y todos los olivos presentes en la empresa en Roeselare fueron destruidos. La AFSCA está llevando a cabo todas las investigaciones necesarias para determinar si la bacteria se ha diseminado y garantizar que no se requieren más acciones.

Esta agencia ha destacado que la Xylella fastidiosa es una bacteria que infecta una gran cantidad de especies de plantas, causando daños graves en olivos, cítricos y viñedos, pero también en espacios verdes públicos y áreas urbanas.

“Debido al verano cálido y seco que acabamos de experimentar, es posible que haya evidencia de secado de las plantas, que no es necesariamente causado por la bacteria Xylella fastidiosa”, ha resaltado la AFSCA, al tiempo que ha recordado que para combatir su introducción y propagación en Europa, la Comisión Europea (CE) ha definido medidas de protección estrictas. Así, todos los Estados Miembros han puesto en marcha un plan de vigilancia y control para detectar esta bacteria y combatirla.

Asimismo, este organismo está llevando a cabo todas las investigaciones necesarias para determinar si la bacteria se ha propagado más allá de la empresa de Roeselare. Esta investigación consiste en una inspección visual y muestreo de plantas sensibles dentro y alrededor de la compañía, así como un estudio de la presencia de vectores. “En la actualidad, no hay evidencia de que la enfermedad se haya propagado más allá de los lotes contaminados”, ha insistido.